Lipoinyecciones

En la cirugía plástica, son muchos los métodos que implemento como cirujano plástico especializado para aumentar, disminuir y, en general, mejorar la zona que el paciente desee cambiar. La lipoinyección es una de las técnicas más populares, ya que con la propia grasa del organismo puedo rellenar otras zonas para perfeccionarlas. Además, no es necesario utilizar implantes o prótesis para que el área quede contorneada y bonita.

Una de las zonas más comunes para la lipoinyección son los glúteos. Para iniciar la intervención, primero debo succionar grasa de otra parte del cuerpo donde esté de más, usualmente el abdomen, con un procedimiento llamado liposucción. Cuando determine que la grasa extraída es suficiente, entonces mi equipo médico y yo prepararemos el tejido lípido, mediante la centrifugación con solución fisiológica, a fin de purificarlo y dejarlo apto para la inyección. A continuación, inyectaré la grasa en los glúteos hasta lograr la forma deseada por el paciente. Mi experiencia me permite ubicar lugares estratégicos en la zona para que los glúteos llamen la atención, pero sin lucir exagerados. Siempre cuido su forma para que luzcan naturales.

Al ser la grasa de tu mismo cuerpo, no será rechazada por tu organismo ni tampoco presentará alergias o algún otro inconveniente. Además de los glúteos, los lugares más comunes donde aplico la técnica de lipoinyección son:

LipoinyeccionesEl Rostro: Puede aplicarse para rellenar la frente, los pómulos, los surcos nasogenianos, los labios, la mandíbula y el mentón. Las áreas del cuello y el escote también pueden ser rellenadas con tejidos lípidos. Con este método, puedo disimular las líneas de expresión. En el caso de los labios, sirve para aumentarlos; en el de la mandíbula, para redefinirla. A aquellas personas mayores de 50 años, la lipoinyección les mejora el aspecto de la piel.
Cicatrices: Después de un trauma ocurrido en los tejidos, la cicatriz resultante puede quedar deprimida por la pérdida del tejido graso subcutáneo en la zona afectada. Además de corregir las marcas que quedan en la piel, puede mejorarse aún más el aspecto de la zona traumatizada mediante la inyección de grasa. El procedimiento corregirá la depresión en la región afectada y normalizará el aspecto de los tejidos.
En los Glúteos: de forma subcutánea o intramuscular; esas son las dos formas de inyectar la grasa en los glúteos. Como ya te comenté, esta técnica la empleo para dar volumen a la zona sin el uso de implantes.

Con respecto a la absorción de la grasa reubicada en el cuerpo, esta es absorbida en un 20 o 30 % aproximadamente, el resto se fija a los tejidos para dar el volumen a la zona. Un beneficio de la lipoinyección es que la grasa no solo da volumen, sino que también mejora la calidad de la piel, gracias a la regeneración del colágeno. Asimismo, engrosa la epidermis, haciéndola lucir más lisa. Esta cirugía plástica se realiza de forma ambulatoria. Dependiendo de la parte del cuerpo, puedo indicar anestesia local más sedación o general y su duración suele ser de 1 a 2 horas.

Primera ConsultaCuando asistas por primera vez a mi consultorio, podré hacerte una valoración para saber cómo te encuentras de salud y determinar si tu cuerpo está preparado para una lipoinyección. En la consulta me podrás contar qué quieres y yo te diré cuáles son los resultados que puedo lograr.